Estás en:
  • Inicio
  • Noticias
  • La Conselleria de Servicios Sociales y Cooperación pone en marcha el primer servicio público de acompañamiento para personas con sordoceguera.

La Conselleria de Servicios Sociales y Cooperación pone en marcha el primer servicio público de acompañamiento para personas con sordoceguera.

Se trata de la primera comunidad autónoma que concierta este servicio de mediación comunicativa.

Más de 25 personas con sordoceguera de las Illes Balears podrán solicitar el acompañamiento de la figura del mediador comunicativo, un nuevo servicio público y gratuito que hoy han presentado a la consellera de Servicios Sociales y Cooperación, Fina Santiago, y responsables de la Fundación ONCE para la Atención de Personas con Sordoceguera (FOAPS). La concertación social de este servicio permitirá que las personas con sordoceguera de las Illes Balears con un grado de discapacidad igual o superior al 65% puedan disponer de hasta 15 horas semanales de acompañamiento. La Conselleria de Servicios Sociales y Cooperación destina 113.000 euros al concierto con FOAPS, la entidad que desarrolla el servicio y dispone de los mediadores comunicativos, 5.400 horas de intervención directa, que incluyen acompañamiento en 2.700 actividades de la vida diaria, especialmente en las relacionadas con la educación y la integración laboral.

La firma del acuerdo, esta mañana, ha hecho que las Illes Balears sean la primera comunidad autónoma que concierta este servicio para personas con sordoceguera. “Que la concertación social la hagamos con FOAPS, que ya ofrece a las islas un servicio semejante, facilita mucho la eficacia y la eficiencia del servicio y permitirá que, en muchos casos, los mediadores comunicativos sean los mismos”, ha explicado a la consellera Fina Santiago.

El acceso a este servicio público se hace mediante el servicio de valoración de la discapacidad de la Conselleria de Servicios Sociales y Cooperación, que ofrecerá un mediador comunicativo según la necesidad de cada persona usuaria. “Es un programa de atención directa hecho a medida, que se sumará a las horas de servicio que ya ofrece FOAPS y que permitirá la continuidad y que más personas se puedan beneficiar,” ha apuntado Esther Requena, gerente de FOAPS.

El profesional que hará el acompañamiento a la persona con sordoceguera es un mediador comunicativo formado en el Centro Integrado de Formación Profesional de Son Llebre, hecho que garantiza la contratación.

Acciones de Documento

Enviar esta página a alguien